Todo sobre mi galaxia de las temperaturas

Desde que la empecé allá por enero no había vuelto a hablaros sobre mi galaxia de las temperaturas, y eso que últimamente me habéis preguntado mucho por este bordado. Así que he pensado que sería buena idea poneros al día (aunque en Instagram comparto los avances todos los meses) y aprovecho para contaros más detalles sobre este bordado de punto de cruz.

Como su nombre indica, consiste en ir bordando la temperatura máxima de cada día del año, formando una especie de «galaxia». El bordado lo forman cuatro espirales que se corresponden con cada uno de los trimestres. El patrón es de Climbing Goat Designs y también está disponible en una versión que combina la temperatura máxima y la mínima de cada día (yo elegí la versión que únicamente tiene en cuenta la máxima). Dentro del patrón encontrarás toda la información necesaria para crear tu gama de colores adaptada a la zona en la que vives y también ejemplos de escalas de colores con su correspondiente código de hilo Mouliné, por si quieres ponerte a bordar directamente. Y ahí es precisamente donde he hecho el mayor cambio en mi bordado.


Me pareció que los hilos Mouliné Etoile quedarían mejor que los clásicos, ya que estamos hablando de estrellas y galaxias, qué mejor que hacer que tuvieran un brillo especial 😀 Esta gama de DMC lleva hilos brillantes entrelazados, y cuando les da la luz… es una pasada (es una pena que las fotos no capten bien el brilli brilli). Son muy cómodos para trabajar, porque la textura es igual a la de los Mouliné de siempre, no como pasa con los metalizados, que son más rígidos y cuesta más bordar con ellos. El problema es que la gama Etoile es muchísimo más limitada que la clásica, y me costó un poco crear una paleta de colores que combinase entre sí y que al mismo tiempo fuera útil para indicar las diferentes temperaturas de mi ciudad.

CREANDO TU PALETA DE COLORES

Cualquiera puede bordar este patrón, siempre y cuando haya cierta amplitud de temperaturas en la ciudad que se utilice como referencia. Está claro que si vives en un sitio donde la máxima diferencia entre grados durante todo el año es de 8º (por poner un ejemplo), tu bordado no tendrá apenas variación de colores. La diseñadora recomienda que haya como mínimo una variación de 16º entre las máximas de temperatura de tu ciudad. Lo mejor es ir a una web como Accuweather y consultar el histórico de la ciudad que quieres usar como referencia. Podrás ver la temperatura máxima más baja y más alta de años anteriores y así hacerte una idea de cuántos colores vas a necesitar para cubrir todos los grados de tu galaxia.

En mi caso, mi temperatura máxima mínima la establecí en 13º y la máxima más alta en 35º. Esto quiere decir que todo lo que quede por debajo o por encima de esas dos temperaturas estará bordado utilizando los colores correspondientes a esa mínima y máxima, y el resto de grados tienen un color único. ¿Hay días del año en los que la máxima no alcanza ese mínimo de 13º? Por supuesto, pero son solo un par en todo el invierno, así que dejar un color solo para un par de veces no tenía ningún sentido. E igual con la máxima más alta de 35º. Sí, la superamos en verano, pero en todo lo que llevamos de verano solo la hemos pasado ocho veces, y claramente es una excepción en esta zona. Por eso es tan importante que antes de empezar tu bordado decidas bien el número de colores que vas a usar y que hagas una pequeña investigación de la amplitud de temperaturas de tu zona.


Teniendo en cuenta la «norma» en la amplitud térmica de mi ciudad, y los colores de DMC Mouliné Etoile que hay disponibles, mi escala de colores se compone de 23 tonos de hilo distintos (que corresponden a una diferencia de 23º entre máxima mínima y máxima más alta). Algunas de vosotras me habéis preguntado por los colores que estoy utilizando porque también queréis usar la gama Etoile, así que os he hecho una lista que va del tono más frío al más cálido con todos los colores que uso en mi galaxia, podéis descargarla aquí y adaptarla a vuestras temperaturas.

OTROS DETALLES

Además de haber cambiado la gama de hilos, voy a añadir otros detalles diferentes a mi bordado. El primero es el hilo que usaré para bordar las estrellas que van sueltas alrededor de toda la galaxia. En lugar de utilizar blanco, voy a bordarlas con un hilo especial de DMC que brilla en la oscuridad (de día es blanco metalizado). No me he podido resistir y creo que va a quedar muy guay cuando sea de noche 🙂

Aún no he decidido si en el centro voy a bordar el año y el nombre de mi ciudad. La balanza se inclina más por el no, jajaja. No me apetece tener que ver todo el rato 2022 y yo ya sé a qué ciudad corresponde. PERO he pensado en añadir esa información en otro lugar del bordado. Y es que mi idea es terminar el bastidor utilizando una base de madera, similar a lo que podéis ver aquí. Sobre esa base, aprovechando que me sobra un poco de tela, voy a bordar una tabla con los diferentes colores y la temperatura a la que corresponden, a modo de leyenda. Así, girando el bastidor se podrá ver toda la información. Todo esto lo haré cuando esté cerca de terminar la galaxia, y para eso todavía quedan como mínimo 5 meses…


¡Ahora ya estás lista para lanzarte a bordar tu propia galaxia de las temperaturas! Creo que es un proyecto genial para aprender más sobre el lugar en el que residimos (en el caso de que uses tu ciudad como referencia) pero también puedes usar por ejemplo las temperaturas del año en que naciste para crear algo único y especial.

Mis apps favoritas para tejer

Si bien es cierto que soy más de papel (incluso a la hora de llevar mis patrones), reconozco la comodidad y la versatilidad de utilizar una app para tejer. Basta con hacer una búsqueda en la tienda de aplicaciones de nuestro dispositivo para ver que aparecen un montón de aplicaciones diferentes enfocadas a las tejedoras. ¡Todo un mundo!

Desde hace más o menos un año he estado probando diferentes apps y combinándolas con mi sistema habitual para hacer un seguimiento de proyectos, patrones, agujas, etc. Y aunque de vez en cuando echo un vistazo por si hay alguna nueva que merezca la pena, tengo ya mis favoritas e imprescindibles 🙂

Como ya sabrás, no utilizo Ravelry desde hace mucho, pero aunque tú seas de las que usan esta plataforma, estas aplicaciones pueden resultarte muy útiles igualmente, ya que tienen varias funciones que no tiene Ravelry.

YARN BUDDY

Esta es la app que uso a diario, mi favorita para llevar un cuaderno de proyectos digital y la que uso normalmente cuando no tengo mi cuaderno a mano o el patrón del proyecto que estoy tejiendo. Su única pega es que solo está disponible para iOS. Para mí no es un problema, pero si no tienes un iPhone o un iPad, no podrás usarla.

Se actualiza con funciones nuevas y mejoras constantemente, es muy bonita (puedes personalizar hasta los colores y el icono de la app) y su versión gratuita es súper completa. La versión de pago desbloquea funciones como el cronómetro de cada proyecto o la posibilidad de escribir notas, además de la función de crear etiquetas para clasificar todos los proyectos que tejes. El precio de la versión de pago es muy asequible también, puedes pagar cada mes, un año completo o hacer una única compra de por vida. Hace unos meses compré la versión premium y no puedo estar más contenta, tiene absolutamente todo lo que necesito.

¡Ah! Algo que para mí es súper importante y que la hace destacar sobre las demás: se sincroniza automáticamente entre dispositivos (puedo empezar un proyecto en el móvil y luego abrirlo en el iPad) y tiene contadores de vueltas que puedes usar directamente desde el Apple Watch, algo que me encanta porque intento reducir el tiempo que paso utilizando mi teléfono siempre que puedo.

KNIT & NOTE

Otra app completísima para tener un cuaderno de proyectos digital, también con contadores de vueltas y además un seguimiento de los metros de lana que hemos tejido durante el año. De esta preciosa aplicación hice ya una reseña que puedes leer aquí, donde te cuento cuáles son sus funciones principales más destacadas.

Al contrario que Yarn Buddy, esta aplicación es compatible con todos los sistemas operativos, y puedes acceder a tu cuaderno también desde el navegador, ya que no es una aplicación que descargas como tal, todo está alojado en la red.

Tienes opción de utilizar contadores de vueltas, crear páginas de proyecto, llevar un inventario de tus agujas, etc. ¿Y he mencionado ya que es una preciosidad? Toda la estética de la aplicación es <3

Una de las cosas más importantes de Knit & Note es que está en constante desarrollo, es una app relativamente nueva y cada pocas semanas añaden funciones nuevas y mejoran cosas. Sin embargo, la función más prometida (y esperada por las tejedoras) es que en breve tendrá su propia red social tejeril. Yo no sé tú, pero yo tengo muchas ganas de tener un nuevo espacio donde relacionarme con otras tejedoras.

MAKING

Por último, pero no menos importante, me gustaría hablarte de la app de Making, porque la he descubierto hace solo unos meses y me ha hecho muy feliz. Si pudiera resumir lo que es esta aplicación en una frase, sería: un Instagram solo para makers. Su apecto, al menos al entrar en la pantalla principal, es similar a Instagram en cuanto a la forma en la que se muestran las publicaciones, pero luego tiene muchas otras funciones.

En Making verás fotos de todo tipo de manualidades, pero solo de eso mismo (para mí es como un Instagram solo con cosas que me interesan, jajaja), y podrás seguir a otros usuarios, comentar en sus publicaciones y descubrir técnicas que ni sabías que existían. Es muy inspiradora. Puedes ver fotos de proyectos de punto, ganchillo, corte láser, grabado en madera, bordado, cuero, papel… infinidad de técnicas.

PERO, Making no solo es una aplicación social, es también un lugar donde puedes registrar tus proyectos (independientemente del tipo de manualidad que sean) con todo lujo de detalle. Puedes añadir un patrón, su diseñadora, la lana con la que lo has tejido, fotos, etc. Y al mismo tiempo, apuntarte a clases online de diferentes técnicas y leer artículos súper interesantes.

Esta aplicación me ha devuelto las ganas de compartir las cosas que hago, de subir fotos de mis proyectos, y la comunidad que hay allí es increíble. La gente comenta, sigue a otros usuarios y en definitiva, interaccionan mucho, que es algo que se ha ido perdiendo en Instagram.

Las tres aplicaciones son las únicas que tengo instaladas ahora mismo en mis dispositivos y las que uso a diario. Espero que si no las conocías y te gusta planificar tus proyectos de forma digital, sean justo lo que necesitas 😉

¿Las conocías?

EP. 19 – Cómo sustituir la lana en un patrón

¿Sueles tejer tus proyectos con la lana que recomienda el patrón? ¡Yo casi siempre la sustituyo por otra! Ya sea porque no venden esa lana aquí, porque quiero que quede diferente o porque tengo una lana pensada para ese proyecto… lo normal en mí es sustituirla 😛

Este episodio es para todas aquellas que no tienen muy claro cómo sustituir lanas, para las que hagan lo que hagan acaban con un resultado que no es el esperado y para las que no se atreven a cambiar la lana que sugiere el patrón:


NOTAS DE ESTE EPISODIO

Secciones: En mis agujas, Knitflix.

– Sigo tejiendo mi Tin Roof aunque parece que no avance nada.

– El patrón de la manta de restos que estos tejiendo es Jelly Roll Blanket de Bakery Bears.

– Series mencionadas en Knitflix: Stranger Things, Intimidad, Better Call Saul.

– Aquí tienes la fórmula para comparar los metros de dos lanas cuyo formato sea de diferente peso:

Metros (o yardas) por ovillo / gramos por ovillo x gramos que necesitamos

Ej: 180 metros / 50g x 100g = 243 metros en 100g

Yarn Sub es la web que puedes utilizar para obtener una lista de lanas con las que sustituir a la del proyecto, y Yarn Buddy es la app (solo para iOS) que además de ser un cuaderno de proyectos digital tiene otras herramientas para ayudarte a hacer una buena sustitución.

Escucha el podcast  en Apple PodcastSpotifyAnchor, iVoox y en el resto de agregadores de podcast (no olvides suscribirte para no perderte ningún nuevo episodio). También puedes mandarme un email a podcast[a]yarnitas.com para hacerme cualquier sugerencia. Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigas tejedoras!

EP. 18 – Reverse planning

¿Alguna vez has oído hablar del reverse planning? Es una técnica de organización súper efectiva para completar proyectos largos o complejos, y consiste en planificar cada paso empezando por el final (el objetivo). Yo la uso un montón tanto en mi trabajo como de forma personal, y en este episodio te voy a contar qué es y cómo usarla.


NOTAS DE ESTE EPISODIO

Secciones: En mis agujas, Knitflix.

– Puedes comprar el patrón de los Caterpillar Socks desde mi página de Ko-Fi.

– Si quieres ver mi primera ranita tejida con el patrón de DotPebbles Knits, aquí está el post con un montón de fotos de Froggie 😀

– Mi Tin Roof lo estoy tejiendo con Retrosaria Rosa Pomar Coast en los tonos 19 y 110. A ver qué sale de ahí, prometo subir foto cuando ya parezca algo, jajaja.

– Series mencionadas en Knitflix: Stranger Things, Snowpiercer: rompenieves, Intimidad.

Escucha el podcast  en Apple PodcastSpotifyAnchor, iVoox y en el resto de agregadores de podcast (no olvides suscribirte para no perderte ningún nuevo episodio). También puedes mandarme un email a podcast[a]yarnitas.com para hacerme cualquier sugerencia. Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigas tejedoras!

Froggie

Llevo semanas obsesionada con el trabajo de India Rose Crawford, que ha conseguido que muchas tejedoras nos hayamos enamorado de la ranita protagonista de sus vídeos. Y como ya comenté en el último episodio del podcast, yo no he podido resistirme y he tenido que tejerme una (y las que vendrán). Aquí os presento a Froggie, a falta de un nombre definitivo 🙂

Es tan pequeña y tan mona que no puedo dejar de mirarla.


El patrón es de Dot Pebbles Knits y lo que más me gusta es que dependiendo de la lana que utilices puedes obtener resultados muy diferentes. En mi caso he optado por hacerla solo con una hebra y sin el mohair, y he utilizado la misma lana que India Rose, Drops Alpaca. Esta lana es más ligera que la que recomienda el patrón, así que la ranita es algo más pequeña.

Esto también hace que tejer las extremidades sea algo más complicado, pero el patrón está súper bien escrito y tiene muchas fotos sobre dónde colocar las patas, los ojos, etc. Si hay algo que se pudiese mejorar, para mi gusto, sería la forma en la que están tejidas las extremidades, que hace muy complicado colocar algún esqueleto metálico para que la rana se pueda colocar en diferentes posiciones. La mía no lleva ninguna estructura por dentro, pero quiero hacer pruebas en las siguientes.


¡Y es que tengo lana suficiente como para hacer un pequeño ejército de ranitas! Cuando compré la lana, pedí tres tonos distintos para así ir tejiendo ranas de diferentes colores. La que ves en las fotos está tejida en el tono 7238 (el mismo color con el que tejí mi Arwen hace años), pero también tengo los tonos 2916 y 7233.

Ahora lo único que quiero es hacerle ropa y comprarle algunos complementos en miniatura para poder hacerle muchas fotos, así que si tenéis alguna tiendecita o artesana que recomendarme, soy toda oídos 😀


También me gustaría ponerle nombre, ¿me ayudas?

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad